Revestimientos de interior en piedra natural

Por sus propiedades físicas, la piedra se ha usado durante siglos para construir los muros exteriores de infinidad de construcciones. Sin embargo, a día de hoy es uno de los materiales estrella en la decoración de interiores y su utilización va más allá de lo puramente funcional: el atractivo estético de la piedra es innegable. Con ella es posible construir espacios cálidos y confortables que nos recuerdan a un ambiente rústico y al mismo tiempo permite crear zonas de lo más vanguardistas y sofisticadas.


revestimiento-interior-piedra-rustica
La piedra es muy versátil: podemos elegir gran cantidad de tamaños, colores, formas y acabados en función de la decoración de nuestro hogar y del clima que queramos crear. Cada tipo de piedra posee diferentes características en cuanto a porosidad, resistencia al desgaste y textura. La elección de una u otra dependerá del uso que se le quiera dar. En interiores, lo más habitual es su utilización en suelos ( escaleras y pavimentos ), aunque también como revestimiento para paredes, chimeneas, encimeras en las cocinas, bañeras y lavamanos.

La piedra es uno de los materiales estrella en la decoración de interiores y su utilización va más allá de lo puramente funcional

Como material para acabado de interiores, la piedra posee, entre otras características, una gran durabilidad, peso y presencia y en combinación con otros materiales como la madera o el cristal permite crear espacios únicos y muy innovadores. Se puede colocar en distintas superficies y formas, como puede ser una pared, una columna, hasta media altura, para separar espacios, en todas las paredes de una casa o solo en algunas de ellas.

El granito es una de las piedras más utilizadas como revestimiento de interiores normalmente en la opción de baldosas. Hoy en día, gracias a las técnicas de procesado y corte de la piedra es posible obtener baldosas muy finas, ligeras y de dimensiones uniformes que resultan fáciles de instalar y no llevan juntas. Los acabados también pueden ser muy variados. El flameado, por ejemplo, es uno de los acabados que se aplica exclusivamente al granito y que proporciona a la piedra una superficie rústica y rugosa muy apropiada para los ambientes rústicos.

En Vaqueiro empleamos diferentes técnicas de corte y distintos acabados para dotar a la piedra natural del tamaño, la forma y el aspecto más apropiado en función del uso que se le vaya a dar. Estudiamos cada proyecto de manera personalizada para ofrecer las mejores soluciones. No solo elaboramos y transportamos la piedra sino que también nos encargamos de su colocación final supervisando todo el ciclo y ofreciendo al cliente las máximas garantías en el resultado final.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *